Gracias a los oídos apreciamos mejor los sabores

Fuente: www.e-consulta.com

El oído contribuye a transmitir información del sentido del gusto hacia el cerebro. Existe una especie de ramificación de nervios que pasa por el oído medio y que conecta las papilas gustativas con el cerebro. Así pues, un daño en el oído puede disminuir en ocasiones la capacidad para apreciar ciertos sabores.